Come, Rie, Ama Artículos de Yoga Yoga Blog

Mil y una ideas preconcebidas acerca de yoga: Mindfulness baby!

suryalila-yoga-adventures-group-holidays-retreat-spain-andalusia-yoga-dome

Sunsets & Bubbles – 22 Agosto 2016

Espiritual o místico? 
Entre las muchas creencias populares sobre el yoga, existe esta idea bien extendida de que para ir más allá de los beneficios físicos que ofrece esta disciplina, si quieres llegar a tener también beneficios emocionales o espirituales, debes convertirte en un hippie-yogi, que canta mantras, toca los bol tibetanos, lleva guirnaldas en el cuello y se va de retiro espiritual a India…
Yo personalmente soy bastante de este rollo, a mí me encanta y me identifico mucho con todo el misticismo de las filosofías del Este… pero entiendo perfectamente que éste no sea un estilo que le tenga que ir a todo el mundo…-

Así pues el punto al que me gustaría hacer referencia en este blogpost es este: No hay absolutamente nada de esotérico en el término “Mindfulness” (conciencia plena), espiritualidad y yoga, de verdad de la buena, nada.

El llamado “despertar espiritual” y esa sensación de paz interior que va ligada, es algo muy “sencillo”, de hecho, yo diría incluso simple, mucho más de lo que nos imaginamos. Se trata de un cambio en tus comportamientos y patrones de pensamiento. El problema es que es un cambio que requiere unas dosis muy elevadas de conciencia y presencia así como de estamina, lo cual lo convierte en un concepto muy difícil de entender y de aplicar para la mayoría de nosotros.

Yoga y Mindfulness…
Cuando practicamos yoga, solemos tener una relación bastante directa con sus beneficios inmediatos, de forma que tras una clase, sueles tener una sensación liberadora de bienestar.

“Tras una sesión de yoga, te sientes más ligero, vigorizado y mejor, física, mental y emocionalmente.”

Cuando esto ocurre, esta sensación de bienestar suele extenderse más o menos en el tiempo, dependiendo de cómo el día se va desarrollando. Según el día avanza, con todas las idas y venidas del trabajo, las relaciones, las finanzas, la familia, los problemas en el mundo… toda esa paz interior que conseguiste rozar con tus dedos durante tu práctica, se comienza a ir evaporando hasta desvanecerse delante de tus narices total y completamente…

Y cuando esto ocurre, nos vemos relegados de nuevo a ese estado en el que no paramos de pensar, anticiparnos a las circunstancias, planear, preocuparnos de los actuales o potenciales problemas que tenemos y de intentar solventarlos mentalmente.

Es pues un claro ejemplo de cómo nos movemos de un estado de total “Mindfulness” (conciencia plena – tranquilidad interior) que alcanzas durante la clase de yoga, hasta volver al extremo opuesto de ese estado de bienestar, volviendo al estrés, las preocupaciones y eso que llamamos “la vida”.

La vida va a seguir ocurriendo en cualquier caso, y eso tú no lo puedes controlar, pero lo que sí que puedes controlar es tu mente. Mientras te sigas preocupando o reviviendo o anticipando cualquier cosa que no sea el momento presente, no podrás practicar “mindfulness” y mientras no consigas habitar en ese momento presente, no podrás vivir una vida plena y sin sufrimiento, es así de simple.

Esta es la gran clave del yoga y del famoso concepto de mindfulness. Una práctica regular de Yoga, te ofrece la herramienta para practicar el habitar en ese estado de paz interior, llamado mindfulness o conciencia plena, vivir en el ahora, de forma que transformas esa sensación placentera de tranquilidad tras la clase de yoga, en tu estado natural.

Así que sí, aún teniendo una mente muy científica que sólo cree en lo que ve, puedes 100% integrar todos los beneficios del yoga.

“Una creencia puede ser reconfortante, pero sólo cuando la experimentas, llega a ser liberadora” – Eckhart Tolle

Poniendo las cosas en contexto…
Ahora, te preguntarás, lo que yo me pregunté durante mis primeros años de práctica de yoga, cómo consigo ir de ese estado temporal de bienestar tras la clase hasta un estado natural y prolongado de paz interior, independientemente de las circunstancias externas?

Y para entender cómo, tenemos que poner nuestra práctica de yoga en contexto, entendiendo al menos un poco, la filosofía que hay detrás de esta práctica. Es un poco como unir las piezas de un puzzle…

Para ello, me gustaría daros algunas pinceladas sobre los 8 Pasos de Yoga de Patanjali (el denominado padre del yoga moderno y autor de los Yoga Sutras). Entender esto, te ofrecerá al menos una nueva perspectiva para entender un poco mejor cómo integrar los beneficios del yoga en tu vida diaria.

Publicaré sobre los 8 Pasos del Yoga de Patanjali en los próximos días, ve echándole un ojo al blog para no perdértelo.

Pero bueno, nada más habiendo leído este post, ya has dado un buen paso en traer ese puntito extra de conciencia sobre tu práctica de yoga. El resto llegará también en su justo momento : )

Gracias por leerme!

Feliz semana!
x

You Might Also Like